Mikel Otero subraya la importancia de que la Cámara de Gasteiz va a personarse por vez primera como parte interesada en el proceso para el cierre de la central nuclear.

Todos los grupos parlamentarios a excepción del PP han apoyado hoy la proposición no de ley de EH Bildu y, en consecuencia, el Parlamento interpondrá recurso contra la resolución del Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) que posibilita la reapertura de la central nuclear de Garoña para anular la citada resolución. Tal y como ha subrayado Mikel Otero, la Cámara de Gasteiz “se va a personar por primera vez como parte interesada en el proceso para el cierre de Garoña, asumiendo así la voluntad mayoritaria de la sociedad vasca”.

Como había propuesto EH Bildu, además de recurrir el dictamen del CSN, el Parlamento también ha pedido al Gobierno español que no autorice la reapertura de la central burgalesa porque “sería grave e inaceptable” y advierte de que actuará contra la decisión que tome al respecto el Ministerio español de Energía en caso de que sea favorable a la reapertura.

Tras destacar la labor de los servicios jurídicos de la Cámara, Otero ha reprochado al PP que alegue que el Gobierno de Rajoy “no puede cercenar los derechos de las empresas” propietarias de Garoña para “que sean las propias empresas las que decidan” sobre la reapertura. “Dice que el Gobierno no puede cercenar los derechos de las empresas cuando lo que ha hecho precisamente es cercenar la posibilidad, la capacidad y el derecho de la ciudadanía a expresarse”.

@ehbildu_legebil