EH Bildu ha considerado hoy inadmisible que se culpe al anterior Gobierno foral de dejar un déficit de 14 millones de euros, cuando éste se debe a la prórroga presupuestaria de 2015, responsabilidad de PNV y PSE. Además, ha señalado que es mentira que exista un “agujero”, puesto que la Diputación tiene capacidad de sobra para incorporar esa cantidad. Por ello, ha exigido a la Diputación que incluya el dinero necesario a través de una Norma Foral de Incorporación de Crédito o de un acuerdo del Consejo, tal y como estaba previsto y como ya se hizo en el mes de abril. Asimismo, la coalición ha recordado que la herencia dejada en 2011 por el Gobierno de Markel Olano fue de 66 millones de euros de desfase. Por ello, ha reclamado a PNV-PSE que no busquen excusas para justificar su incapacidad.

El portavoz de EH Bildu, Xabier Olano, ha recordado que la Diputación está ejecutando este año el presupuesto prorrogado de 2014 (758 millones), ya que PNV, PSE y PP se negaron a aprobar el propuesto para 2015 (780 millones). Por lo tanto, a lo largo del año, es necesario ir realizando incorporaciones de crédito que permitan sufragar gastos no previstos en 2014. Así se hizo en abril a través de dos Normas Forales – aprobadas por unanimidad en las Juntas Generales - por las que se incluyeron en el presupuesto de la Diputación créditos adicionales por importe de 31.846.242,09 euros; créditos de compromiso por importe de 14.422.323,00 euros y 8,9 millones euros para la cobertura de las necesidades financieras de la sociedad pública foral Bidegi.

Olano ha considerado que las declaraciones efectuadas por Imanol Lasa responden o a la mala fe del PNV o a su incompetencia para entender los presupuestos forales, o a ambas cosas a la vez, ya que demuestran una preocupante falta de rigor. Por ello, ha exigido a PNV-PSE que no hagan dejación de su responsabilidad y lleven adelante los proyectos previstos para mejorar la vida de la ciudadanía. Además, se ha mostrado sorprendido de las acusaciones realizadas, cuando el anterior gobierno de Markel Olano dejó en 2011 al nuevo Ejecutivo una herencia de 66 millones de euros de déficit, sin que el presupuesto estuviera prorrogado.

El portavoz de EH Bildu, además, ha explicado que las partidas del departamento de Política Social que responden a las prestaciones sociales son siempre ampliables, ya que las ayudas son un derecho subjetivo y la Diputación debe ir obligatoriamente incorporando crédito cuando aumentan las solicitudes.

Además, ha considerado ridículo que Imanol Lasa siga criticando que en la cuenta prorrogada de 2014 no aparecen los 20 millones de euros previstos para los presupuestos participativos, cuando es obvio que no pueden figurar, puesto que el proceso ciudadano se ha desarrollado en 2015 para ejecutar los proyectos elegidos entre 2016 y 2019. En cuanto a los 5 millones del Departamento de Movilidad, ha advertido al Gobierno de que no permitirá ningún tipo de recorte en los servicios de transporte público.

Donostia

Noticia del canal electrónico no encontrada

Pueblos

Noticia del canal electrónico no encontrada